COLUMNA: ASTROLABIO POLÍTICO

Xalapa la “Joya de la Corona”

Por: Luis Ramírez Baqueiro

“Cuanto más alto coloque el hombre su meta, tanto más crecerá.” – Friedrich Schiller.

Con las definiciones que han comenzado a tomar los institutos políticos en respuesta al calendario electoral programado por el Organismo Público Local Electoral (Ople) para la renovación de los 212 ayuntamientos veracruzanos, el calor preelectoral comienza a elevarse, poniendo evidentemente un factor más al proceso.

Evidentemente en el ánimo ciudadano, la ventaja que hasta el momento exhibe Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) convertido en el Sancta sanctórum de las fuerzas políticas, producto del hartazgo ciudadano, confirma que serán un hueso sumamente complicado de roer en este proceso electoral.

Ahora bien, con algunas salvas excepciones, en los diversos municipios de la entidad, el proceso que por demás llama la atención será la renovación de la alcaldía de Xalapa, pues estiman algunos analistas que sería la antesala de lo que en el 2018 vivirá el estado en el proceso de renovación a la gubernatura.

Quizá por ello, el esfuerzo para que el escenario no se le empantane al actual gobierno estatal ha tomado un nuevo rumbo en la capital, y es que aun cuando solo habremos de tener dos coaliciones políticas –por cierto en coaliciones diferentes, una total como la del PAN-PRD en los 212 municipios, y una parcial como la del PRI –PVEM en 178 municipios- aglutinando esfuerzos por encabezar proyectos sobre salen los registros de última hora, o sobre todo, los que en su momento se perfilaron para generar ese ruido que confunda y obnubilé la atención sobre lo que verdaderamente habrá de suceder.

Con el registro de la Coalición PAN-PRD de un personaje como David Velasco Chedraui, todo parece indicar que el proyecto para posicionar a una dama en la candidatura de Xalapa, en la persona de Ana Miriam Ferraez se viene abajo, pues los gallos con espolones han elevado el nivel de la contienda, y el empresario Nicanor Moreira, por más carne que le hecho al asador, no más nunca fue visto con viabilidad, ante el nulo click que se requiere en este asunto de conectar con la población.

Del otro lado, la lucha por la capital, se eleva cuando en Movimiento Ciudadano, colocan a un Carlos Luna Escudero quien con mucho esfuerzo ha levantado todo un emporio educativo a través del IVES, que bien le aporta a la misión cultural de la ciudad y que podría reforzar el cambio en el paradigma que enfrentamos, respecto a los temas de la movilidad, el desarrollo urbano y regional entre otros.

De igual, el PRI-PVEM optaron por un personaje que evidentemente sabe del negocio político, como lo es Alejandro Montano Guzmán, pero más le sabe a los temas de la seguridad, y aun cuando pudieran ser criticables uno y otro tema, lo cierto es que ha sido un personaje institucional que en su momento sirvió bien a quienes acompañó en sus respectivos esfuerzos, tanto en el tema del control policial de Veracruz, con Miguel Alemán Velasco, como desde el legislativo donde su paso sirvió para que el presidente Enrique Peña Nieto pudiera llegar hasta la mesa directiva del Congreso de la Unión y pudiera tomar la protesta de ley que exige la Constitución en un acto solemne, pues fue el responsable encomendado para montar el operativo especial dentro del recinto legislativo.

A ello, habrá de agregar que Morena finalmente confirmó lo que ya se veía venir, con la designación de Hipólito Rodríguez e Ivonne Cisneros Luján como planilla por la alcaldía, se decanta el escenario para ir en pos de la “joya de la corona” pues el trabajo desde las aulas, la investigación, aunado a su verdadera cercanía con el líder nacional de Morena, Andrés Manuel López Obrador, los coloca en inigualable posibilidad de triunfar en la contienda del 4 de junio, pues la oferta política en la capital ha marcado una alta preferencia hacia el proyecto lopezobredorista.

Ahora que, tanto el gobierno estatal, como el gobierno federal, seguramente operaran con todo, para impedir que la capital les sea arrebatada y así convertirse en la cabeza de playa de la inminente invasión morenista para el 2018.

Xalapa es pues, por mucho la “joya de la corona” que representa Veracruz, aquí es donde abran de darse hasta con la cubeta, en su afán de reafirmar dos proyectos de nación diferentes, por un lado, el continuismo neoliberalista, o la llegada del gobierno honesto, transparente, que habla con el corazón que propone Andrés Manuel López Obrador.

¡Haga sus apuestas señores!

Al tiempo.

LUIS-RAMÍREZ-BAQUEIRO-ok